LOS DEMONIOS DEL MAR. José Javier Esparza.

    Resultado de imagen de los demonios del mar esparzaNOVELA HISTÓRICA. 512 PÁGINAS.

Después del “El caballero del jabalí blanco” y de “El reino del norte” le tocaba el turno al tercero y último. Aunque desde mi humilde blog animo a José Javier Esparza a que continúe con la saga de los de Mena. Aún hay mucha historia que contar.

  “Ramiro reinó siete años. Fue Vara de la Justicia (…). Primeramente venció a Nepociano en el puente del Narcea, y así alcanzó el reino. En aquél tiempo los normandos vinieron por primera vez a Asturias”. CRÓNICA ALBELDENSE. 881 A.D.

  Nos  encontramos en el año 884 reinando Ramiro I tras haber pasado por muchos contratiempos para llegar donde ahora está, descrito perfectamente en el segundo volumen “El reino del norte”.

  Ramiro se enfrenta ahora como rey a un sinfín de problemas para mantener la serenidad y prosperidad en el reino. Por un lado la incipiente Reconquista: en las tierras de León (tierras de nadie) intentará reconstruir la ciudad como se había hecho ya en las tierras del valle de Mena. Nuevos pobladores que no tienen nada que perder seguirán al bueno y joven Gatón con la esperanza puesta en una nueva vida. Personas humildes, pero fuertes, con la energía que da la esperanza de conseguir el objetivo de reconquistar aquellas tierras, buscando la felicidad o lo que más se le parezca, que quizá se les escapó en su pasado. Conociendo su vulnerabilidad ante un ataque musulmán, siguen a Gatón y ponen en él toda su confianza. Son los colonos que harán posible la Reconquista.

“El motor de reino de Asturias no estaba en la corona ni en la espada del rey, sino en el corazón de sus gentes”.

  Además de los musulmanes, Ramiro tendrá que solucionar la contrariedad de los robos y asesinatos que están asolando el reino. Bandas que roban depósitos de grano, que saquean granjas y que asesinan a gentes de  bien… y todo ello en distintos puntos del reino.  ¡¿Cuántas veces Ramiro añoró su tranquila vida de Galicia antes de que Alfonso II el Casto lo hubiera elegido para ser su sucesor?!. Pero ahora era el rey y tenía que solucionar los problemas de su  reino.

   Y ha de resolver un  tercer problema   de no menor magnitud: la llegada de los demonios del mar. Los vikingos nunca habían llegado tan al sur, pero alguien les habló de las riquezas de un reino naciente en el norte y, sobre todo, del emirato del sur de la península. Ávidos de tales tesoros, feroces guerreros donde los haya arribaron primero a las costas de Gijón, siguieron a la torre de Hércules para descender por nuestra geografía hasta Lisboa, saqueando a su paso las rías de Pontevedra. Pero en Lisboa aún no verán saciada su sed de riquezas, sino que se adentrarán en el corazón del emirato llegando a Sevilla y Cádiz. ¿Qué pasará? ¿Quién vencerá? El libro dará las respuestas dejando al lector absorto en su trama, en la perfecta descripción de los escenarios y en las luchas y añagazas para conseguir la victoria.

 Mientras, en el norte a la par que se intentan colonizar nuevos territorios y se procuran solucionar los inquietantes problemas de las bandas de ladrones y asesinos, se va construyendo una nueva ciudad extramuros de Oviedo; ciudad Naranco.

“El rey Fruela levantó esta ciudad por amor a su esposa doña Munia. El rey Alfonso la convirtió en un tesoro por amor a Dios y al reino. Yo, también rey, crearé en este monte un nuevo paraíso, una ciudadela de iglesias y palacios, y lo haré por amor a mi esposa doña Paterna. Pasarán los años, pasarán las generaciones, pasarán los siglos, y el mundo seguirá hablando de los monumentos que el rey Ramiro de Asturias elevó en el monte Naranco.

  Paterna, la reina, huye de sus luchas internas refugiándose en la dirección de esas monumentales construcciones que han llegado a nuestros días y son una joya del prerrománico asturiano.

  Mezclando historia (perfectamente documentada) y algo de ficción para rellenar esos huecos que las crónicas han podido dejar y, para dejar volar la imaginación del lector, Esparza elabora una perfecta trama que crea adicción, con unos escenarios perfectamente imaginables y, como en la vida, personajes virtuosos con los que resulta fácil identificarse en algún momento, frente a personajes en los que la maldad, la codicia y la ambición sin medida, anidan en sus corazones dejando un rastro de daño allá por donde pasan.

  Finalizada la trilogía, no queda otra opción que agradecer a José Javier Esparza todo el esfuerzo que haya podido suponer su escritura y que ha dado como resultado un excelso aprendizaje de nuestra historia, una valoración de aquellas gentes que lucharon por la conquista de lo que creyeron que era suyo y que se les había arrebatado e  innumerables momentos placenteros con un libro en las manos, viviendo cada capítulo en primera persona mientras se hacía posible desconectar  del mundo actual para viajar a otras épocas y otros lugares.

  Ahora queda pendiente la lectura de  la trilogía  LA RECONQUISTA. Después de la presente  me he quedado con ganas de más conocimientos sobre ese gran hito de nuestra Historia.

¡FELICES LECTURAS!

Mónica H. Barbón

Anuncios

4 comentarios sobre “LOS DEMONIOS DEL MAR. José Javier Esparza.

Escribe tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s